Inicio Politica Internacional Tribunal Supremo acoge tres candidaturas a la Presidencia de Siria

Tribunal Supremo acoge tres candidaturas a la Presidencia de Siria

150
0
Compartir

Un exviceministro y un líder opositor se enfrentarán el próximo 26 de mayo al actual mandatario Bashar Al Asad en los comicios.

El Tribunal Constitucional Supremo de Siria anunció que solo aceptó las candidaturas de tres de los 51 aspirantes registrados para las elecciones presidenciales del próximo 26 de mayo. El presidente del órgano constitucional, Jihad al Laham, indicó que los candidatos aceptados son Al Asad, en el poder desde la muerte de su padre, Hafez, en 2000; el independiente Abdulah Saloum Abdulah, exviceministro de Asuntos Parlamentarios; y el líder opositor Mahmud Marai.

El resto de los 51 aspirantes que se registraron ante el órgano han sido descartados por “no cumplir con los requisitos constitucionales y legales”, si bien aquellos que lo deseen podrán apelar la decisión durante un periodo de tres días a partir de este martes (04.05.2021) detalló Al Laham. Sin embargo, no se esperan cambios de última hora en la lista, con todas las previsiones apuntando a que el actual dirigente saldrá reelegido para un nuevo mandato tras 21 años en el poder.

En las últimas elecciones de 2014, cuando por primera vez en medio siglo se presentó a los comicios más de un candidato tras enmendar la Constitución a raíz de las protestas iniciadas en 2011, Al Asad arrasó con el 88,7 % de los votos.

Por su parte, Abdulah, licenciado en Derecho por la Universidad de Damasco, fue viceministro de Asuntos Parlamentarios, así como diputado en dos ocasiones, entre 2003 y 2007, y 2012 y 2016, por el Partido Socialista Unionista, parte del Frente Nacional Progresista, coalición que cuenta con 13 escaños en el Parlamento.

Finalmente, Marai, también licenciado en Derecho, es un líder de la oposición interna tolerada en Siria y ha sido secretario general del Frente de Oposición Democrática Siria, mientras que también ha representado a este sector opositor en las negociaciones entre ambos bandos en Ginebra.

La oposición exterior, que no puede postularse ya que la Carta Magna limita esta posibilidad a los residentes en el país durante los diez años anteriores, ha llamado reiteradamente a ilegitimar la cita por considerarla una farsa con un ganador estipulado de antemano.

Vía: DW