Inicio Observatorio Congreso Análisis crítico de los programas presidenciales Chile Vamos y Apruebo Dignidad

Análisis crítico de los programas presidenciales Chile Vamos y Apruebo Dignidad

499
0
Compartir

Las razones probables detrás de sus triunfos y diferencias entre Sebastian Sichel y Gabriel Boric

Tras las primarias de los conglomerados Chile Vamos y Apruebo Dignidad que dieron por ganadores a Sebastián Sichel y Gabriel Boric, dos visiones distintas del Estado quedaron expuestas, su forma de administración y la separación de poderes. A través de la revisión y análisis de sus programas de gobierno, el Observatorio Congreso, profundizó sobre ambas alternativas, con atención en la administración del Estado y el poder legislativo, con el objetivo de comparar sus propuestas y proyectar un escenario legislativo para el próximo periodo 2022-2026

 Los diagnósticos son compartidos en gran medida por los 6 candidatos que se presentaron a primarias legales: falta de transparencia y control civil se repiten en ambos bandos. Sin embargo, Gabriel Boric y Sebastián Sichel, quienes estarán en la papeleta el 21 de Noviembre y que puntean en las encuestas Criteria y Cadem de la última semana, plantean importantes diferencias entre sus propuestas y tendrán como tarea inmediata decidir si integrarán o no las ideas de sus ex competidores de pacto a sus programas. Otro problema será el relato que tendrán los mismos con la Convención Constitucional en sesión durante este periodo y, seguramente, durante buena parte del próximo mandato.

Estado chico y eficiente

 El candidato Sichel planteó en su programa el concepto de “ciudadanización del Estado”, lo que traduce en propuestas que apuntan a la reducción del gasto público y la probidad, al mismo tiempo que refuerza las ideas de empoderar a las personas y sus emprendimientos.

 En lo referente al Parlamento -según el informe de Observatorio Congreso- Sichel indica la disminución de la dieta y de las asignaciones parlamentarias a promedios de países OCDE de similar desarrollo que Chile, lo que significaría un 73% de reducción en asignaciones para senadores y un 50% a diputados. Además, propone reducir a 120 los actuales 155 diputados, cuestión ya discutida por el parlamento actual y archivada por falta de apoyo. No obstante, el informe indica aspectos del programa de Sichel que fortalecen la institucionalidad, a través de escaños reservados a Pueblos Originarios, la creación de una defensoría ciudadana y una agencia de programas públicos.

 En materia de reglas, su programa planteó vincular la remuneración de los parlamentarios con su asistencia a las sesiones y la prohibición por Ley de contratar a familiares hasta segundo grado consanguíneo. El informe del Observatorio Congreso transparenta que hoy ya existen multas y mecanismos para efectos de ausencia de un diputado/a en el Reglamento de la Cámara (Artículo 42).

 Aunque la ventaja de competir entre más candidatos no significó para el conglomerado de la derecha atraer a más votantes que la primaria de izquierda, si podría resultar beneficioso tener más de donde integrar propuestas, eso si es que, el ahora candidato de “Chile Podemos Más”, elige integrar propuestas como la Oficina de Presupuesto del Congreso Nacional fiscalizadora y transparente presente en el primer programa de Briones, cuotas de género en la elección de Cores y concejales, del programa de Desbordes, o barrios integrados y bono a mujeres embarazadas del ex alcalde Lavín.

Estado Social y Garante de Derechos

El programa de Gabriel Boric varió el lenguaje respecto del programa preliminar y el definitivo, ambos revisados por el Observatorio Congreso, y donde se evidencia que palabras como “pueblo” y “estado abierto” dejaron de estar presentes, sin que eso significara cambios en la estructura de reformas propuestas para su mandato.

 En particular a la reforma del Estado, Boric acoge la propuesta de la CEPAL que nuestro país lleva a cabo en su quinta etapa, referido a “Establecer un nuevo modelo de relaciones laborales, el desarrollo y perfeccionamiento de la alta dirección pública, reformar los mecanismos de contratación y compras públicas, más participación mediante la modificación de la legislación vigente sobre participación ciudadana en la gestión pública, modificación de leyes y auspicio de iniciativas de ley que refuerce la participación, fortalecer la transparencia garantizando la universalidad del derecho al acceso a la información pública, el fortalecimiento y modificación de la Ley del Lobby y propender a un Estado digital». Estas reformas exigen una nueva forma de entender la estructura estatal, por lo que la sintonía que tengan con lo emanado de la Convención Constitucional es clave.

 En particular respecto al Congreso, el informe evidencia que también plantea reformas que la actual constitución no permite, tales como atribuciones del parlamento en materia presupuestaria y participación ciudadana como la iniciativa popular de ley y los referéndum revocatorios. Destaca, por cierto, la afectación que tendría en los parlamentarios la reforma a la Ley del Lobby, para mejorar el control y fiscalización de su labor legislativa.

 En su programa, su contendor en la primaria, Daniel Jadue, no especificó sobre medidas referentes al Congreso, y cabe la duda si propuestas como la eliminación de ministerios a través de su fundición serán acogidas por el candidato que lidera las encuestas.

Conclusiones y lo que viene:

Hasta el jueves 23 de Septiembre deberíamos esperar para tener novedades desde el Servel sobre los programas definitivos con los que ambos candidatos llegarán a la papeleta el 21 de Noviembre, sin embargo, el informe elaborado por el Observatorio Congreso, da cuenta de los lineamientos con que ambos piensan liderar el país, donde un Estado presente con roles de eficiencia, transparencia y rendición de cuentas es compartido.

 Además, los programas de los candidatos ganadores de la primaria son los más contundentes en propuestas concretas y reformas, lo que pudo significar una ventaja sobre sus contrincantes y favoritos hasta el mismo día de la elección. Por último, es destacable las diferencias a la hora de abordar reformas constitucionales, donde Boric parece seguro de que La Convención caminará en una dirección afín a su programa.

Revisa el informe aquí el informe en detalle