Inicio Politica Nacional Andrés Velasco: “gobierne quien gobierne, con el enfoque y clima político actual,...

Andrés Velasco: “gobierne quien gobierne, con el enfoque y clima político actual, el crecimiento no va a regresar a Chile”

105
0
Compartir

“Esta es una crisis única. Nunca habíamos vivido ni en Chile ni en el resto del mundo una crisis en la que el Gobierno les dijera a los trabajadores que por favor no trabajen, y en que se les dijera a las empresas que por favor no produzcan”. Así describe el ex ministro de Hacienda y actual decano del Instituto de Políticas Públicas de London School of EconomicsAndrés Velasco, la inédita situación que se vive a nivel global producto de la pandemia, materia que abordará en su presentación de este miércoles en el Foro Anual de la Industria, que organiza Asimet.

Como antesala a su ponencia, Velasco adelanta que en su exposición abordará aspectos relativos a los desafíos vinculados a la recuperación post pandemia, que, según su opinión, van a ser especialmente exigentes. “Tenemos un problema cíclico de crisis debido al covid-19, tenemos también un problema de crecimiento estructural. Los dos problemas se suman y eso va a hacer que en la post pandemia, la recuperación sea especialmente difícil”, sostiene.

A su juicio, el control de la pandemia en Brasil, en México, en Perú y también en Chile ha sido lento. “Hemos andado más lento que los países asiáticos, más lento que buena parte de los países europeos. Y mientras más tarda la contención del contagio, más tarda en recuperarse la actividad económica”, señala.

A esta lentitud para lograr la recuperación, Velasco agrega otro factor negativo de larga data en la economía nacional. “Chile tiene un problema de crecimiento económico de largo plazo, que no comenzó con el estallido social, ni comenzó con la pandemia.  Ya tiene más de una década. Hace 15 años el crecimiento tendencial de la economía chilena rondaba el 5%. Hoy ese crecimiento tendencial estimado por distintos expertos ronda el 2%, o 2,5%. Es decir, en una década, o un poco más, en Chile nos las arreglamos para reducir el crecimiento de largo plazo a la mitad”, sostiene.

Agrega que en este escenario post pandemia “Chile va a necesitar una política explícita de crecimiento económico, gobierne quien gobierne. Con las políticas actuales, con el enfoque actual, con el clima político actual, el crecimiento no va a regresar. Y  no basta con cualquier política de crecimiento económico. Necesitamos una política explícita de desarrollo productivo, cuyo foco sea diversificar la economía, y en especial diversificar las exportaciones”.

Velasco explica que esta política debe ser “explícita” porque la diversificación productiva no ocurre de manera espontánea: “Por problemas de coordinación, por problemas de brechas entre los retornos privados y sociales, por imperfecciones en el mercado de capitales, y por la ausencia de ciertos bienes públicos, que solo el Estado puede proveer, la diversificación productiva, y en especial la diversificación exportadora, no ocurre automáticamente. Hay que hacerla ocurrir y eso requiere una política explicita activa de parte del Gobierno”.

Frente a ello, el ex ministro aclara un punto: “Cuando los privados se sientan con el Gobierno a pedir que les bajen los impuestos o que le alivianen la regulación, esa es la conversación equivocada. Cuando los privados le dicen al Gobierno: mire, tengo tal producto y quiero ponerlo en tal mercado, pero para eso necesito que el Gobierno me ayude a formar trabajadores con tal calificación o que certifique la calidad en tal laboratorio, esa es la conversación moderna, esa es la conversación que nos va a dar una economía más diversificada y una economía más productiva con manufacturas y servicios de alto valor agregado”.

La oportunidad de la innovación constitucional

A juicio de Velasco, las políticas de desarrollo productivo no han sido prioritarias para los gobiernos porque no generan fricción, y por lo tanto, suelen no recibir mucha atención. “También hay prejuicios políticos. A la derecha, al mundo más conservador, más tradicional, más libremercadista, históricamente no les han gustado las políticas de desarrollo productivo porque implican un papel activista  para el Estado, y a ese mundo conservador un Estado activo le disgusta. Del mismo modo, como esta política de desarrollo productivo implica una coordinación entre el sector público y el privado, y darle al sector privado un papel importante en el desarrollo nacional, ampoco le gustan las políticas de desarrollo productivo, porque equivalen, así lo ven,  a legitimar al empresariado, cosa que ellos no están dispuestos a hacer”.

Finalmente, el economista sostiene que para que existan políticas de desarrollo productivo de largo plazo es esencial contar con instituciones dedicadas a la diversificación  y la innovación. “Chile está a punto de entrar en un período de mucha innovación constitucional e institucional. Quizás sea este un buen momento para crear esas instituciones, que tengan la mirada en el largo plazo y que no se aparten de lo  central: diversificar la economía chilena para que así generemos buenos empleos, estables y de calidad, que ayuden a vivir mejor a las familias de Chile”.

Vía: Diario Concepción